Blog Innovación

7 destinos en Colombia para visitar en moto

7 meses 3 semanas

7 destinos en Colombia para visitar en moto

Colombia nos ofrece lugares únicos por descubrir. Son tantas las maravillas que nos rodean que a veces no nos detenemos a admirarlas. Aquí te dejamos 7 lugares de nuestro país que tienes que conocer, y qué mejor forma de hacerlo que en una Discover.

Esta maravilla natural está ubicada entre los departamentos de Boyacá y Santander. Es uno de los más grandes del mundo con más de 108.000 hectáreas. Su formación data de hace 46 millones de años y el cañón se extiende por todo el cauce del río Chicamocha. En la vía que conecta los municipios de San Gil y Bucaramanga, en Santander, se ubica el Parque Nacional del Chicamocha, un inmenso complejo ecoturístico en el cual se pueden disfrutar todas las riquezas que tiene este lugar por ofrecer. Allí también hay distintas atracciones como el teleférico, el mirador 360, pista de buggies, canopy, entre otros. A esta maravilla natural puedes llegar con la potencia de la Pulsar NS 200 Pro, una moto perfecta para ese destino por su diseño y sus características. Asimismo, en el parque se puede practicar ciclomontañismo, canotaje, cabalgatas, montañismo y parapente, todo en el marco de un escenario natural único.

En el departamento de Quindío está ubicado el Parque Nacional del Café, un complejo turístico que tiene como temática el producto nacional por excelencia, el café. Allí podemos conocer todo el proceso que recorre un grano para convertirse en ese deliciosa bebida con aroma único y exquisito. También podemos disfrutar de atracciones mecánicas como montañas rusas y revivir la historia de nuestro país con la réplica de la Plaza de Bolívar de Armenia en 1928, y las fachadas de varias casas que conservan su arquitectura colonial. Prepara tu Discover 150 ST Pro y ve a visitar este destino que recibe a todos sus visitantes con paisajes montañosos típicos de la cultura cafetera colombiana, además de un clima templado que lo vuelve ideal para disfrutar de la visita con un delicioso café colombiano.

Las costas del caribe nos sorprenden con su magia y su belleza. La Guajira forma parte de este majestuoso paisaje, y entre todos los atractivos que nos ofrece se encuentra el cabo de la Vela, un accidente geográfico de naturaleza desértica y bañado por las aguas del océano Atlántico. Esta zona es un destino completamente natural donde, además de contemplar la majestuosidad del territorio colombiano, podemos conocer acerca de la cultura wayúu, un grupo nativo de la península de la Guajira. En los asentamientos wayúu se puede conocer acerca de su estilo de vida, de sus ritos y sus costumbres ancestrales y sobre la historia de los pueblos indígenas en Colombia. Allí también ofrecen sus tejidos, los cuales son reconocidos mundialmente por su calidad y diseño. Para llegar hasta la punta norte del país te aconsejamos la KTM 1190 Adventure R, una motocicleta para superar con facilidad la difícil y árida geografía de este destino.

Es la segunda zona árida más grande de Colombia, después de la península de la Guajira, con unos 330 kilómetros de tierra árida con extrañas formaciones de tierra que crean una vista sin igual en todo el territorio colombiano. Por su disposición geográfica única, este lugar es ideal para la observación astronómica, además es libre de polución lumínica y auditiva, lo que permite la observación de cuerpos celestes. En varias épocas al año se reúnen en este territorio diferentes personas para observar la lluvia de estrellas que llena el cielo del departamento del Huila, así que ya tienes un plan para que te programes con tu Versys 1000. También allí se pueden visitar museos, realizar caminatas ecológicas y hay piscinas naturales.

Villa de Leyva es un municipio colombiano que conserva intacta su arquitectura colonial. Caminar por sus calles es una experiencia diferente a cualquiera, ya que cuando las recorremos podemos sentir toda la historia que ha pasado por allí. En la época de la conquista fue fundada como ciudad y se convirtió en un punto estratégico para los soldados españoles durante las batallas de esa época. Con la declaración en 1954 de Villa de Leyva como monumento nacional, se decretó el cuidado y la conservación de sus construcciones, así como el desarrollo de su potencial turístico, histórico y cultural. A su vez los alrededores nos ofrecen paisajes naturales característicos de Boyacá, y nos acoge un clima frío con temperaturas de 17 grados centígrados. La Semana Santa es una época muy especial en este municipio: miles de personas viajan para admirar la belleza y la dedicación en cada una de las celebraciones de este evento, así que ten lista tu KTM 1290 Super Adventure para que llegues con tu grupo de amigos hasta este destino colonial de Colombia.

La Pulsar 220 F será tu compañera para que llegues hasta esta imponente construcción, de arquitectura gótica, situada en el departamento de Nariño, en el municipio de Ipiales. Su origen se remonta a finales del siglo XVIII, y ha sido un referente de peregrinación para los fieles del catolicismo, pero también para amantes de la arquitectura y de la cultura. Está construida en piedra gris y blanca. La edificación principal consta de tres naves que forman el santuario y se complementan por un puente de dos arcos que se levanta por encima del río Guáitara alrededor de 100 metros. El templo es también conocido como “el milagro de Dios sobre el abismo” y es visitado por 750.000 personas al año, entre colombianos y ecuatorianos. En el 2015 fue declarada como la iglesia más hermosa del mundo por el prestigioso diario inglés “The Telegraph”, por encima de la Sagrada Familia en Barcelona y Notre Dame du Haut en Francia.

Algunos dicen que fue un meteorito que cayó en la tierra; otros, que un volcán la arrojó hasta allí en una de las erupciones más grandes que han existido, y varios aseguran que esta piedra salió del fondo de la tierra como producto del choque de las placas tectónicas. Sea cual sea la forma en la que la piedra de El Peñol llegó hasta allí, algo sí es seguro: su forma, su inmensidad y su estilo nos roban la atención y nos impresionan. Está ubicada en Antioquia, cerca a los municipios de El Peñol y Guatapé, y se dice que en el pasado era un objeto de adoración para los nativos que habitaban la zona. En 1954 fue por primera vez escalada, y después de esto se empezó la construcción de unas escaleras de madera que permitían el ascenso a la cima. Hoy en día las escalas son en concreto, en los alrededores se encuentra comercio de artesanías y comidas, y se puede visitar Guatapé, un hermoso municipio antioqueño que se caracteriza por su malecón a orillas de una represa y por sus coloridas casas con diseños impresionantes. Puedes recorrer este espectacular destino con todo el estilo de las cruiser en la Vulcan S.

Califica esta noticia

0 comentarios

Leave a comment